Tuesday, September 22, 2009

Prólogo

Bueno... como ya os dije me he propuesto mantener un blog en el que os cuente mis anécdotas, historias, rayadas, etc. de mi día a día en San Diego. La verdad es que debería haber empezado el blog cuando me fui hace dos años porque todo era nuevo para mí, pero bueno, más vale tarde que nunca.

Son las 2:20 de la mañana del día 23 y sigo despierta despues de un par de días agotadores. Que si la maleta, que no se te olvide la documentación, estos pantalones siguen en la lavadora y no se van a secar, despídete de los amigos, despídete de los abuelos... la verdad es que nunca había estado tan nerviosa antes de irme, no se si es porque me he pasado cinco meses seguidos en Jerez (no había estado tanto tiempo desde que terminé Bachillerato, y de eso ya hace seis años) o porque voy a algo que ya conozco y me da miedo acostumbrarme a aquello. En fin, cosas que pasan, y la verdad es que empiezo el blog algo confundida pero estoy segura de que una vez que aterrice allí y vea a mis amigas estaré contentísima... ¡ni qué decir de los chupitos de gelatina!

Y bueno, a los que vinieron a despedirse o lo hicieron por otros medios muchas gracias, me llevo muy buenos recuerdos a California y pronto os traeré nuevas historias, para seguir en mi línea, ¡que no se diga!

No comments:

Post a Comment